Motociclismo

Josh Waters no deja opciones en la noche de Sindey

Ducati no ha hecho más que dominar el motociclismo. Sus victorias campan por América, Australia, Portugal, Indonesia, y muchos sitios más. En este caso, en el ASBK nada cambia. Un renovado Josh Waters ha sabido adaptarse a su nueva motocicleta con completa facilidad, para quizás ser el sucesor de Wayne Maxwell.

El piloto de Mildura cambió de filas para esta temporada, y su rendimiento y adaptación está siendo notable. En Phillip Island ganó las tres carreras, de las tres que se disputaron, pero además, fue con un completo dominio en todas las fases y condiciones del fin de semana. Ahora el nuevo reto era la llegada a Sidney. El campeonato afrontaba una cita histórica, y es que por primera vez en su vida como campeonato, tenían una carrera nocturna, gracias al acondicionamiento del trazado para acoger pruebas bajo los focos.

Josh Waters liderando la carrera por delante de Cru Halliday

La primera carrera, a plena luz del día, Josh saldría disparado hacia la primera plaza, sin ninguna complicación. Pudo escaparse e imprimir su ritmo por delante de Cru Halliday y Glenn Allerton. El actual campeón, Mike Jones, tuvo que contentarse con la sexta posición al inicio, lo que complicaba sus opciones. El 1 pudo pasar a Max Stauffer para avanzar un puesto, aunque desplazó al de GTR MotoStars, y le hizo perder posiciones.

Troy Herfoss, que rodaba delante de Mike, también le dio una posición. El piloto de Honda tuvo un error y bajó hasta la octava plaza. Gracias a esto, el monarca estaba a las puertas del podio, por detrás de Allerton.

Sin dudarlo, probó el adelantamiento en la velocísima curva uno, y lo pasó sin mayores complicaciones. Sin embargo, este año no parece estar todo de parte de Jones. Su moto dijo basta, y expulsó una nube de humo, la clara señal de que algo iba mal. El motor no aguantó más y terminó ardiendo, sin consecuencias para nadie, pero obligando a sacar la bandera roja. Por ello, la carrera finalizó dos giros antes, y Waters, que andaba en su particular lucha con Halliday, aunque sin ataques del de Yamaha, cerró su nueva victoria. Lo más destacado fue la remontada de Herfoss, que llegó hasta la tercera plaza tras su error.

La segunda y última manga en Sidney, estuvo marcada por la lluvia. Arthur Sissis pudo partir bien, pero la alegría solo le duró una curva, ya que rápidamente le pasaron varios. Quién se terminó imponiendo fue Glenn Allerton, aprovechando una gran capacidad en las delicadas condiciones. Waters por su parte no había comenzado tan bien, pero pudo remontar hasta el tercer puesto.

Glenn Allerton liderando un grupo durante la carrera nocturna

El hecho más importante fue la llegada de la lluvia, que cada vez actuaba con más fuerza, por lo que todos los pilotos se agruparon en una la lucha, pero a la vez pedían parar la carrera con el brazo en alto. La bandera roja terminó saliendo para evitar riesgos innecesarios.

Halliday fue quien comandó en la parrilla de salida por cómo terminaron antes de parar todo. Su salida se complicó, pero aún así supo sacar pecho y recuperar posiciones. Por detrás de él se colocaron Herfoss y Sissis, este último después de realizar un inicio espectacular en la recta de meta. Sin embargo, Herfoss atacó pronto y se colocó como líder.

Pero cuando todo parecía estar asentado, Troy y Cru se fueron largos, y dejaron en bandeja el primer puesto para Waters, que ya amenazaba. Josh no se bajó de esa plaza, y se terminó llevando el triunfo para mantener el pleno. Herfoss y Halliday lo acompañaron en el podio, mientras que Mike Jones volvió a irse descontento, con un décimo puesto.

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *